cerraduras embutidas

Es importante garantizar la seguridad en nuestro hogar y es por ello por lo que debemos conocer qué cerradura tenemos. Uno de los tipos de cerraduras que existen en el mercado son las cerraduras embutidas. Este tipo de cerraduras son las que encontramos empotradas en los laterales de las puertas, de ahí su nombre. Solo podemos ver el bombín donde introducimos la llave.

Dependiendo de la seguridad que queramos tener en nuestro hogar podemos optar por un nivel u otro de cerraduras embutidas. Existen los cierres de seguridad y los que no. Los de seguridad cuentan con un mecanismo de autobloqueo que se activa en el caso de que la cerradura esté siendo manipulada. Otro detalle que tenemos que tener en cuenta a la hora de instalar esta cerradura, especialmente si vamos a hacerlo nosotros mismos, es saber hacia qué lado se abre la puerta, si hacia la izquierda o hacia la derecha.

Cuando sepamos todo esto tan solo tenemos que ir a nuestra ferretería de confianza para pedir la cerradura embutida. Hecho esto, tan solo nos queda preparar todos los materiales para proceder a su instalación. Nosotros vamos a explicar al detalle cómo instalar una cerradura embutida para que podáis hacerlo cómodamente. Eso sí, siempre podéis solicitar la ayuda de un experto cerrajero de Aquicerrajeros para una instalación perfecta. Vais a necesitar lo que exponemos a continuación.

Materiales

· Lima

· Taladro con broca para metal y madera

· Formón

· Destornillador con kit

· Corona dentada

· Un metro

· Cerradura embutida

Instalación

Lo primero que tenemos que hacer es, como ya hemos comentado, tener en cuenta el sentido de la puerta. Si vuestra puerta ya tenía anteriormente una cerradura el procedimiento es sencillo. Tan solo se tiene que desatornillar la vieja, cambiar el bombín y colocar el nuevo. Si no se tenía una anteriormente se deben seguir los siguientes pasos.

Primero se marcará el emplazamiento. Debemos tener en cuenta que la manivela tendrá que quedar a un metro de altura, aproximadamente. Tendremos que hacer la marca tanto en el canto de la puerta como en la propia puerta. A continuación haremos una línea de agujeros con el taladro. Hay que tener en cuenta el grosor de la cerradura embutida y la profundidad para no sobrepasar las medidas exactas.

El siguiente paso será emparejar la caja y realizar el hueco para introducirla. Para ello utilizaremos el formón y la lija con mucho cuidado. Una vez lo tengamos hecho se debe introducir la caja en el hueco y realizar las comprobaciones pertinentes. Debe quedar sin holgura para que funcione correctamente.

Cuando todo esté hecho y colocado se procederá a la instalación del bombín. Usaremos para ello la corona dentada que ya hemos preparado y que nos ayudará a hacer un agujero que traspasará por completo la puerta. En este agujero irá el bombín con la manivela. Cuando ya hayamos comprobado que todo encaja colocaremos la chapa de protección y los embellecedores.

Estos son los pasos tan sencillos que hay que seguir pero, como hemos dicho anteriormente, si no os sentís seguros con esta instalación podéis contar con expertos en la materia. Ellos os ayudarán y os aconsejarán qué es lo que más os conviene con respecto a las cerraduras embutidas.

 
Más en Blog
trucos para abrir la puerta sin llaves
Trucos para abrir la puerta sin llaves y sin servicio de cerrajería

Necesitar a un cerrajero para entrar en nuestro hogar es una verdadera molestia, ¿No es cierto? Pero, por desgracia, esto...

Cerrar